¿Qué es mejor: un automóvil eléctrico o uno híbrido?

Posted December 07 2016
by PenFed Team
mujer sentada en el asiento del conductor

Incluso con precios de gasolina razonables, la factura de su recorrido diario puede significar un gran gasto en su presupuesto mensual. Si bien hay muchas maneras de ahorrar, las medidas de reducción de costos solo lo llevarán hasta cierto punto. Si está en busca de un automóvil nuevo en el mercado y está considerando otras formas de ahorrar, quizá se esté preguntando qué es mejor: ¿un automóvil eléctrico o un híbrido? Antes de tomar la decisión de comprar, esto es lo que necesita saber.

¿Cuál es la diferencia entre un automóvil eléctrico y uno híbrido?

Usted sabe que un auto estándar se autoalimenta con gasolina, pero hay varios tipos diferentes de autos eléctricos. Al empezar a buscar un automóvil, encontrará híbridos estándar, híbridos enchufables y vehículos totalmente eléctricos. Esto puede ser confuso para los neófitos en el tema, pero es bastante sencillo cuando lo descifra:

  • un híbrido estándar tiene tanto un motor de gasolina como un motor eléctrico. Funciona igual que los automóviles a gasolina a los que está acostumbrado, pero pasa del motor de gasolina a un motor eléctrico cuando tiene sentido hacerlo para ahorrar en el uso de combustible. Mientras que un tanque de gasolina ordinario proporciona combustible para el motor de gasolina, las baterías (cargadas por el motor de gasolina y por rotura) encienden el motor eléctrico. Esta es una forma sencilla de ahorrar combustible: el automóvil hace todo el trabajo y no tiene que cambiar su forma de conducir.
  • Un vehículo híbrido enchufable es básicamente un híbrido, pero con baterías más grandes que le permiten operar en modo totalmente eléctrico. Las baterías se cargan conectando su automóvil a una toma de corriente en el hogar (aunque cada vez es más común encontrar tomas en los estacionamientos de las áreas urbanas). Cuando conduce en modo totalmente eléctrico, su consumo de combustible se reduce a cero, pero el automóvil todavía tiene un motor de gasolina que le permite seguir funcionando incluso si se queda sin gasolina.
  • Un vehículo eléctrico omite por completo el motor de gasolina. Estos vehículos funcionan únicamente con un motor eléctrico y deben enchufarse para cargar las baterías. Esto es excelente para su factura de gasolina (desde ahora $0 por mes), pero el problema es que, si se queda sin batería, no irá a ninguna parte. La ansiedad por el alcance de la carga es un problema real para los propietarios de automóviles eléctricos. Si su batería se agota, no puede simplemente caminar hasta la estación de servicio más cercana y comprar un par de galones de gasolina para volver a la marcha. La buena noticia es que muchos de los autos eléctricos más recientes tienen rangos de manejo que duran más de 100 millas, lo que los hace más que adecuados para un viaje diario al trabajo. Sin embargo, si usted es el tipo de conductor que disfruta emprender viajes largos, este puede no ser el vehículo para usted.

¿Cuánto cuestan estos autos?

Los precios varían enormemente según la marca y el modelo, pero todos los vehículos híbridos y eléctricos cuestan más que sus contrapartes que consumen mucha gasolina. El Tesla totalmente eléctrico y de lujo cuesta alrededor de $100,000, pero puede encontrar marcas más económicas como el Toyota Prius de $25,000 y el Chevy Volt de $33,000.

En general, debería esperar precios más bajos en vehículos con menos duración de batería. Eso significa que los híbridos son los autos más baratos y los totalmente eléctricos (que necesitan baterías grandes para darles un rango de recorrido razonable) son más caros, el precio de los autos híbridos enchufables es intermedio a los dos anteriores.

¿Qué hay de los incentivos?

Según el vehículo híbrido o eléctrico que compre, puede ser elegible para un crédito tributario federal. Esto puede ser muy útil para ayudar a reducir su carga impositiva para el año, pero tenga en cuenta que no verá un centavo en ahorros hasta después de que presente sus impuestos.

Por otro lado, hay una variedad de incentivos estatales que también puede considerar. Algunos estados ofrecen sus propios créditos fiscales, como la extensión de crédito para cubrir el costo parcial asociado con la compra y la instalación de un sistema de carga eléctrica. Otros estados incluso permitirán que los propietarios de híbridos disfruten el beneficio de conducir en el carril de transporte colectivo, y algunos ofrecen estacionamiento con medidor gratuito para vehículos híbridos y eléctricos. Comuníquese con su asesor de impuestos para decidir si un vehículo eléctrico es una opción fiscal inteligente para usted.

Antes de tomar una decisión final sobre qué tipo de automóvil quiere comprar, eche un vistazo a los incentivos estatales y federales que están disponibles en su área para los híbridos enchufables y los autos eléctricos. Puede que le sorprendan todos los incentivos adicionales que se ofrecen en su estado, lo que finalmente podría hacer que el costo inicial de su compra de automóvil híbrido o eléctrico sea beneficioso para usted al final.

¿Existen otros costos?

Costos de reemplazo de la batería. El mayor costo oculto de un híbrido es la batería. Al igual que una batería de automóvil estándar, después de un tiempo estas baterías comenzarán a fallar, y son mucho más costosas de reemplazar que la batería de su automóvil de uso diario. Si bien la vida útil de la batería varía, puede esperar obtener al menos 100,000 millas en una batería. Pero cuando la batería se agota, puede esperar gastar unos miles de dólares en costos de reemplazos.

Pero no se asuste por el momento. Si su automóvil aún se encuentra dentro del periodo de garantía, es probable que se incluya el reemplazo de la batería (consulte al comprar). Y, aunque esto suena como un gasto importante, recuerde, hay muchas reparaciones costosas asociadas con cualquier automóvil que tenga más de 100,000 millas.

Sistema de carga eléctrica. Para híbridos enchufables o vehículos totalmente eléctricos, también necesitará un lugar para enchufarlo (no, su automóvil no usará una toma de corriente doméstica estándar). Es probable que gaste alrededor de $1,000 para comprar e instalar uno, otro gran costo inicial que realmente no desea realizar cuando está tratando de ahorrar dinero.

¿Debo comprar un automóvil híbrido o eléctrico?

Desafortunadamente, no hay una respuesta fácil a esa pregunta. Un automóvil híbrido puede definitivamente ahorrarle dinero, pero si no tiene dinero para comprar estos modelos caros o no tiene la intención de conservar su automóvil por mucho tiempo, los ahorros a largo plazo pueden no ser importantes.

Al igual que cualquier gran compra, nuestro consejo es sopesar los costos cuidadosamente antes de tomar una decisión. Eche un vistazo para ver qué modelos están disponibles en su área: a gasolina, híbridos y eléctricos, luego compare los costos. Si un vehículo híbrido o eléctrico está dentro de su presupuesto y planea mantener el automóvil el tiempo suficiente como para obtener el beneficio de los ahorros a largo plazo, al final, su compra puede ser una opción inteligente para ayudarlo a reducir sus gastos mensuales inmediatos.

Asegure su financiación de automóviles con PenFed

Sea cual sea su elección final, si está listo para comprar, consulte el financiamiento para automóviles nuevos y usados de PenFed.

Mejor aún, ahorre tiempo y dinero haciendo compras en línea con el servicio para compra de vehículos PenFed. Puede buscar y ordenar en línea los automóviles y las características que está buscando, de forma rápida y fácil, todo con el uso de su computadora portátil, tableta o dispositivo móvil.